Encadenador

Y parece que Frenesí tendrá que esperar.

De todas formas estaba muy cansado por lo de la chamba, como para darle. Al parecer vamos a la cueva mañana, cosa que no me hace tan felíz, pero por otro lado Kraken espera desde hace mucho al igual que “El Penitente”. Las dos me cuestan mucho pero como no voy a ser el único me siento mucho mejor.

Algo me traeré.

Fighters Fight

El sábado hubo junta a la cuál no asistí por cuestiones…¿como dijo? creo que la frase exacta fue “de entretenimiento”.

Se me hicieron críticas “constructivas” con el fin de alentarme a echarle ganas en cuanto al proyecto. Una de ellas fue la que tocó un nervio sensible y que me dejó pensando toda la noche…

-“aquí también hay adrenalina compadre”-

haciendo clara referencia a mi escalada. Al principio me molesté un poco, pero no tenía claro el por qué y fue hasta el día siguiente que logré descifrarlo.

Siempre he creído que la gente que de verdad se dedica a Escalar, a la Montaña, a los Ríos, a las Cuevas, lo hacen por razones muy distintas a las que la gente “común” cree.

Con el “de verdad se dedica a” no me refiero a los que dicen que escalan porque tienen el equipo más caro pero nunca lo usan, o que salen a las zonas una vez al mes, que nunca entrenan, que ni si quiera saben que se debe entrenar, ni de los que se dicen montañistas por que han subido una vez el Popo (que ya ni se puede) o que tienen un piolet de su abuelito en casa y no “saben ” usarlo o la más mínima idea de la técnica de su uso, ni de los que viajan una vez al año y atraviesan por una corriente clase 1, por supuesto no demerito nada de eso, muy respetable si eso es lo que quieren y les gusta, pero… ese tipo de acciones sólo les sirve a ellos, y a los demás no nos sirve para nada.

No, hablo de aquellos que pretenden aumentar su calidad como escaladores, montañeros, espeleístas o espelólogos, que pretender abrir nuevas rutas, aumentar el grado de su escalada, subir por lugares inóspitos y extremandamente difíciles, que buscan encontrar salidas distintas, encontrar túneles hasta ahora desconocidos, que piensan, sufren y sienten más allá de ellos mismos, que no se preocupan sólo por sus méritos propios sino por los de los demás, que puedan escalar más, que tengan más rutas por donde subir, que podamos conocer más sobre el mundo, y que de alguna manera nos transmiten su sentir. Sus propias logros, como cuando encadenas, cuando haces cima, cuando llegas a la sima, es así como uno aprende, toma su propio rumbo y consigue sus propios logros…

Pensando en eso, me dí cuenta de que la razón por la que escalo no tiene nada que ver con la adrenalina, y me dió mucho gusto. Escalo por que necesito hacer ejercicio, por que así hago ejercicio, por que casi todo depende absolutamente de mi habilidad física y mental (ñaaaa, eso no), también por que no es tan común y tendo cierta tendencia a salirme del guacal de vez en cuando, por que me aumenta el ego de por sí grande que tengo, ah, y también por que me gusta. Y ahora entiendo, simplemento lo hago por que lo hago, escalo por que escalo.

Así de simple… Fighters Fight

Comenzar

Me siento a escribir y me lleno de apatía, es como …

No sé que pasa, quiero escribir y se me pone la mente en blanco..

Creo que es hora de volver a comenzar, y esta vez no habrá que olvidar nada.

Deseos

Hace no mucho, en un blog que leo, o al menos leía muy seguido, encontré algo acerca de los deseos que no dependen de nosotros para que se realicen y… voy a pegar el texto exacto:

“La verdad es que los deseos que no dependen de uno mismo para realizarse pues…apestan. Así que ahora haré una lista de pequeños deseos atribuibles a mi albedrío.”

A partir de eso, he ido escribiendo una lista de deseos “bonitos”, ninguno es muy grande y todos son absolutamente posibles a corto plazo, por eso me gustan tanto e incluso me emocionan.

Hoy agregué uno más:

Quiero llevarla a cenar al Café Tacuba, una noche lluviosa.

Tal vez pronto.

Mudanzas

He estado teniendo, durante varios días, un monólogo acerca de lo que quería postear, pero como no llego nada concreto decidí escribir al menos algo vago de lo que he sentido esta última semana.

Me cayó el veinte, de que sólo voy a estar un semestre más en la Facultad de Ciencias, al menos con la actitud que he tenido durante estos cinco años. Que de verdad voy a extrañar la Universidad, y todo lo que ahí he vivido. Por otro lado, también me sentí aliviado, pues también ahí se van a quedar muchas cosas que aún ahora me quitan el sueño de vez en cuando, todo lo que implica estar ahí, lo bueno, lo malo, ahí se va a quedar.

También me dí cuenta de que ya tengo un pie fuera de esta casa, y no por que me vayan a correr o por que decida salirme de aquí, sino por que nos vamos a mudar. Haciendo cuentas noté que llevo 19 años viviendo aquí, que así como la universidad, muchas cosas se van a quedar en estas paredes, buenas, malas y otras tantas sin ningún sentido aparente.

Me voy y ya comencé a sentir el cambio, me gusta, pero por otro lado me da un poco de hueva. Hay que comenzar otra vez, acomodar las cosas en la casa, escoger el orden de las cosas, reorganizar los deberes, pero ahora hay mucho más independencia para cada uno de nosotros dentro de la casa, eso con la casa, pero lo que más me ocupa es la cuestión de comenzar una nueva carrera, otra vez todo el protocolo de las presentaciones, de que escuela vienes, que haces, por que aquí, por que esto, por que lo otro, todo lo que conlleva una licenciatura, otra vez TODO.

Ven? les dije que no tenía nada concreto. Pero en cuanto ordene las ideas prometo tener algo bueno…muy bueno.

Otro 12 a la lista

Hoy regresé a Jilo con Sayury, Arcadi y Tapir.

Allá había mucha banda otra vez, Oscar entre ellos. Calentamos tranquis, aunque un 11 en el Circo me escupió durísimo, y también “el puto” vino a visitar.

Después fuimos a que Saya le pusiera las cintas a “Soy un cacahuate”, pero ya estaban puestas, así que sólo le costó un pegue encadenar.

Despues fuimos a Pepe el Toro y le puse las cintas a la ruta que está a la derecha de Tucita…que no estoy seguro de como se llama, creo que Torito, pero no me crean tanto.

Dura, explosiva y muy hebrada, un 12cito bien hecho. Los primeros agarres son chiquitos, “cubitos”, obvios pero hay que ser precisos, pues es donde puedes perder más energía sino te mueves bien. La verdad es que no era tan difícil, lo que más me costó fue el final, y poniéndole las cintas cometí la gamberrada de sujetarme de una rama grande, y después de proteger la reunión regresé y encontré la manera de resolver el paso. El asunto es que de la última cinta a la reunión está la hebra más grande, y no encontraba que hacer para recorrer la travesía a la derecha (hacia la reunión), y la rama fue mucha tentación, pero prometo que no lo vuelvo a hacer.

En el segundo pegue, tuve que apretar un poco más, me equivoqué en la secuencia, pero para bien, aunque en ese momento me desesperé un poco me quedó mucho mejor que la veta anterior, y… después de apretarle un poco y de utilizar la veta de Saya en el final me encadené otro 12. Sin muchas broncas, salvo el miedito de proteger la reunión todo fue relativamente fácil.

La verdad es que esa ruta me gustó mucho, pero me gustó más que pude leerla muy fácilmente y encadenarla más pronto de lo que creí, después de bajarme del primer pegue, supuse que me costaría más de dos…ja, hasta yo me sorprendí.

Es un 12a, creo, al menos eso confirmo Saya, y no estoy tan seguro (por que aunque se lea mamón, no me costó tanto trabajo), pero estoy muy felíz. La otra semana me toca descanso y en teoría, después voy a estar mucho más fuerte de lo que estuve estas semanas… pero habrá que ver. Por el momento va otro 12 a la lista.

ACTUALIZACIÓN, Lunes 11 de Junio: Y bueno, ayer chequé la Guía de Jilo y encontré el nombre exacto de la ruta… y su grado. El nombre es Torito, de ese no estaba tan lejos, pero en cuanto al grado tengo muchas dudas, según yo era un 12a y resultó que la estaba decotando bastante. De cualquier manera eso de los grados, muchas veces es muy subjetivo, pero no tanto. No voy a discutir el grado con nadie, la encadené y con eso me basta para ser felíz, pero no creo que tenga tal grado. En fin, la guía dice 12C, así que yo no sé que pensar.

Esos son… ¿que son?

Diría que esos son huevos, pero…

En ER, en A River in Egypt de la temporada 8, la prospecta de Weaver le planta un beso en medio de toda la Sala de Emergencias, así, sin hacerla de emoción ¡¡¡a poco no es tener muchos huevos!!!

Esos son hombres, digo mujeres, y no payasos.

Publicado en Sin categoría. Leave a Comment »