Silencio

Y creo que me lo estoy complicando mucho.

Con las ganas que tengo que de que esté todo bien, así que, como hace mucho no hago, huiré.

Con los planes que tenía, con todo lo que haríamos, veríamos, leeríamos, escucharíamos, jugaríamos…los planes han debido cambiar, y como siempre serán para bien. Por lo menos para mí.

Me retumba un “No me pidas más tiempo”… y la AVERSIÓN comienza.

Anuncios

Y volvemos

Y se agotan.

Me parece extraño, que al parecer, en estos últimos años haya expandido mi vocabulario (siendo optimista), mi estructura, y aún así, sea mas complicado escribir de cualqueir cosa, justo como ahora.

Tenía plena confianza en que podría sentarme y escribir sobre algo concreto, sobre un tema específico, y como se puede leer (léase), se trata de divagar y hacerme consciente de que no he alcanzado ese nivel, y claro, ni siquiera sé de que nivel hablo.

Jerárquicamente (cognitivamente), debería tener un mapa sobre este post…efectivamente, no pasa nada de eso, y tampoco tengo idea de porque…así que, ustedes disculpen…noda para más.

Se me agotó el vocabulario, se me agotó el “corazón”, y me agoté…aunque al ratito salen las ganas a saludar.

 

Buenas noches.

Y no tanto

Y así lo llevo, un día a la vez, una hora a la vez, y confiando.

Hace poco (y no tan poco) elegí que confiaría a pesar de los pesares, a confiar en que lo mejor que puede pasar es lo que pasa, que lo mejor que te sucede es lo que generas que suceda, y que te suceda. He decidido quedarme, y notar hasta donde puedo llegar, hata donde puede confiar, porque aquí el hecho más importante es que estoy bien informado, por lo menos hasta donde yo quiero.

Me parece difícil (y no tanto) que no lo haya notado (ella), que está claro lo que sucede y lo que sucederá. Por un lado, he decidido terminar y agotar los recursos, por otro lado, quiero saber y conocer la magnitud que puede alcanzar “el asunto”, que por ahora, será nombrado así “el asunto”.

No más detalles, no más mentiras (de este lado), no más ilusiones ni planes futuros…

El día a día…un paso a la vez

Hogar

Ese momento en que descubres que no tienes un lugar aquí… en tu casa