Y sí…

Aquella triste y clásica historia del

“y sí me quisieras seríamos tan felices”

Anuncios